Almacenes Automáticos » SGA para Almacenes automaticos

El software necesario para gestionar un almacén automático debe poseer módulos para el control directo de elemtos de almacenaje automátizados, tales como torres de extracción ( lanzaderas o shuttles ) , rotativos horizontales ( carruseles ) y verticales (paternosters), transelevadores y miniloads, así como gestionar los elementos auxiliares de movimiento de materiales, tales como cintas transportadoras, caminos de rodíllos, desvíos, carros transfer, etc. Igualmente ha de poder controlar directamente los posibles visores pick to light de puestos de picking o mesas de reparto.


Pero al mismo tiempo ha de ser capaz de lograr que coexistan en el mismo almacén con el resto de sistemas manuales o guiados, tales como terminales de radiofrecuencia, pic to light etc. permitiendo de esta manera usar en cada zona de almacenaje la estrategia más adecuada y rentable. Esto implica la necesidad de un potente trabajo con terminales Wifi, que sea capaz de realizar todas las operativas habituales desde los propios terminales para la manutención de zonas de almacenaje manuales y que sea capaz de coordinar el trabajo con dichos terminales con los procesos robotizados, con el fin de finalizar éstos y/o complementarlos con procesos manuales, tanto en las áreas de recepción de materiales como de expedición.


Son muchos los fabricantes que ofrecen programas para el control de su maquinaria e incluso algunos de ellos lo ofertan para todo tipo de almacenes, pero en ambos casos suelen adolecer de carencias y sesgos funcionales importantes, no cubriendo más que aquellos procedimientos enfocados a la venta de sus equipos y no incluyendo otros que pudieran invalidar la necesidad de dicho equipamiento automático por resolver las necesidades de los posibles clientes con un menor grado de inversión, es por ésto que en ocasiones incluso llegan a "regalar" dichos programas, lo que ya da una cierta idea del valor que les adjudican.

Además, el coste de propiedad con este tipo de soluciones se ve altamente incrementado por la inflexibilidad y el peso de costes de mantenimiento y actualización, al quedar esclavos de un único suministrador, pues ráramente un suministrador de maquinaria realizará adaptaciones a su programa para poder soportar un equipo más ventajoso que oferte la competencia. Estos son costes ocultos que deben valorarse en el momento de la decisión de compra.

TweetFollow @IndTsf